Historia

La indispensable formación de Ministros para las Iglesias Evangélicas de México ha sido una necesidad grande desde la aparición de la obra Cristiana en el país. Por años, los jóvenes con vocación ministerial buscaron en otros países llenar sus expectativas.

Como respuesta a esta necesidad, y ante la creciente amenaza del liberalismo teológico que invadía las iglesias de entonces, la misión Centroamericana, ahora CAM Internacional (CAMINO Global), se dio a la tarea de investigar qué podría hacer para ayudar al movimiento evangélico en México. El resultado fue la fundación del Instituto y Seminario Bíblico de México en el año de 1959 con el fin de capacitar ministros con una doctrina bíblica pura. Se eligió la ciudad de Puebla por su cercanía a la ciudad de México y por ofrecer una vida más económica que la capital misma del país.

En sus primeros días el ingreso estaba abierto para todo el que quisiera estudiar, pero debido al desarrollo de la educación nacional, el requisito de ingreso se fue elevando hasta que se requirió que los alumnos tuvieran cumplida su preparatoria o bachillerato. Así se empezó a ofrecer estudios a nivel de Licenciatura. El título que se otorga en la actualidad es el de Licenciatura en Teología y se ofrecen cuatro especialidades: Música, Teología Ministerial, Ministerio Juvenil, y Misiones.

Dios no se encuentra limitado por el tiempo pero se revela en la historia realizando su voluntad. Dios mismo nos ha trazado un sendero y caminamos en él. El paso de los años sólo ha mostrado que Dios tiene un plan para la Iglesia mexicana y que el Seminario Bíblico de Puebla ha sido y seguirá siendo parte de él. A Dios sea dada la gloria.

El texto lema de entonces fue Colosenses 1:28 “a quien anunciamos, amonestando a todo hombre, y enseñando a todo hombre en toda sabiduría, a fin de presentar perfecto en Cristo Jesús a todo hombre”. El objetivo señalado en las palabras del Apóstol Pablo se apropió y sigue siendo el mismo hasta hoy.

El primer director y fundador del Seminario fue el misionero Lorenzo E. Simpson, quien ayudado por 4 parejas misioneras iniciaron las labores de la institución en las instalaciones de la 1ª Iglesia Bautista de Puebla, el 14 de abril de 1959. Un año después, el Seminario se trasladó a su actual edificio en la 17 poniente #4305.

Desde su fundación hasta la actualidad el ahora Seminario Bíblico de Puebla se ha caracterizado por su énfasis en la Enseñanza Bíblica. Sus tres postulados centrales son: Cristo nuestra Visión, Su Iglesia nuestra misión, Su Palabra nuestra pasión.